>Desde la seguridad del monitor

>
Muchos saben que me dedico, entre otras cosas, al PataPirata.com cuya misión es dar a conocer las oportunidades de adopción de animales rescatados por personas que no tienen refugios; producir manuales de información básica para ayudar a desmitificar aquellos dogmas que más dañan a los animales (esterilización, corrección de malos hábitos, etcétera) y proporcionar entrenamiento gratuito para quienes rescataron canes y los tienen en adopción y de bajo costo para quienes adoptaron.

Hasta ahí llega nuestra misión. Hasta ahí podemos. No podemos hacer más porque no somos abogadas, porque no somos senadoras, ni tenemos puestos dentro del gobierno. Somos escritoras, diseñadoras, administradoras de un café. De eso comemos, de eso mantenemos nuestras casas y de eso ahorramos para mantener al PataPirata.
Como muchos saben, entre jueves y viernes sucedieron muchos eventos en contra de la fauna urbana de esta ciudad. Los perros que viven en el Bosque de Chapultepec (donde Aacini fue abandonada a los pocos días de nacida, en una caja de zapatos, junto con sus cuatro hermanas) fueron amedrentados tras la denuncia de una corredora.
Incendios, choques, animales muertos, cientos de twiteros ofendidos desde atrás de sus monitores. Mientras tanto, las mujeres que han dedicado varios años ya a cuidar a esos animales, enfrentaban la situación como lo han hecho siempre. Tratando de mediar con las autoridades, con los corredores preocupados desde su ignorancia ante una jauría abandonada.
Los perros que viven en el Bosque son animales que fueron comprados por algún papá cansado de decir que no a su hija y que al ver que ese cuadrúpedo era un trabajo, una boca qué alimentar y un ser vivo con necesidades emocionales se hartó, subió a su coche y le abrió la puerta.
No todos los perros sobreviven, no todas las jaurías los aceptan, pero sobre todo, muchos son envenenados por los vecinos del Bosque.
El mejor argumento que tengo para tranquilizar a la gente que se angustia por las jaurías del Bosque es que recuerden que hay mujeres excepcionales que les llevan de comer todos los días, croquetas y agua. Lo hacen porque estos animales no saben cazar, muchos nacieron en jaulas en Pericoapa, en el baño de la casa de sus padres, o en una jaula de los criadores que le venden a +kota. Están asustados y tienen hambre, pero no tienen ni idea de cómo atrapar una rata o una ardilla. Buscan croquetas.
Son tan inútiles a la vida salvaje como cualquiera de los miles de preocupados de ayer ante la realidad y la impotencia de esta situación.
Ayer, sentada tras mi monitor, batiendo queso para juntar los 600 pesos que nos faltan y operar a Ciabello leía cómo el Twitter de PataPirata no paraba de sonar con quejas e insultos a las televisoras, los medios de comunicación, la gente que vive cerca del Bosque, los corredores… La alarma de incendio y maltrato, el choque que destruyó el coche de una protectora… Todos estaban preocupados, pero pre-ocuparse, no es ocuparse.
Los abogados que tomaron el caso pidieron que los animalistas no hiciéramos declaraciones públicas sobre lo sucedido. ¿Por qué ir en contra de alguien que estudió 8 años para lidiar con el sistema y que está regalando su tiempo de manera voluntaria?
¿Para qué armar manifestaciones cuasi pejistas frente a las delegaciones? ¿Para que los animalistas seamos comparados con intolerantes, para que nos relacionen con grupos radicales?
Todos los que nos dedicamos a esto tenemos una sensibilidad… trastocada por los animales, no entendemos al otro que los ve como objetos, como compras, como regalos con moño y como receptor de las frustraciones o de los golpes que ésta produce. No nos cabe en la cabeza. No nos computa la información. Nosotros TAMBIEN estamos atrofiados por lo que sentimos, por nuestros propios miedos y por la frustración y la impotencia que nos da no conseguir más de lo que ya conseguimos.
PataPirata está triste y consternado por la situación no sólo de la compañera que perdió su coche y libertad, si no por la incapacidad de las autoridades para ver una solución a largo plazo, que permita no sólo salvar a la fauna urbana si no concientizar a la sociedad.
Pero también, PataPirata está contento, porque en su misión, chiquita, banal si así se quiere ver, un gato que rescatamos, que albergamos con nuestros medios, por quien horneamos hasta hacer que se echaran a perder nuestras herramientas, será operado pronto y dejará de sentir dolor.
Desde nuestro monitor, pedimos calma. Pedimos a los animalistas justo lo que Cesar Milan pide de los humanos para poder querer a un perro: calma y asertividad ante toda situación. Que nuestro ejemplo, nuestro temple, nuestra capacidad de diálogo sea la que convenza a las autoridades, a las personas que quieren comprar animales, a quienes desean cruzarlos, a quienes desean matarlos por miedo. Calma y asertividad.

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Anonymous dice:

    >Me gusta tu reflexión, es más fácil destruir que construir. Sigamos construyendo sobre lo que nos importa: Los animales. Te entiendo porque a veces me dan ganas de jalarme las greñas cuando nos llaman y nos quieren hacer partícipes de su falta de responsabilidad:- Híjole es que no sabía que un gigante de los pirineos crecía tanto.- mi vecino le pega a su perro, vengan a recogerlo.- Le regalé un perro a mi novia y ya no andamos, a dónde se los llevo?Estoy harta de diatribas como esas, dan ganas de gritar y salir corriendo.Gracias por tu rayito de luz y porrecordarme que la paciencia es un ingrediente muy importante en esta labor.Ah! Pasa a visitarnos:http://can-cat.blogspot.com/No se me ha olvidado, pero, a dónde te envío la receta del ceviche?

    Me gusta

  2. Judith Pi dice:

    >Leerte me desestresó. Te quiero y quiero a PataPirata. 🙂

    Me gusta

  3. Doña M dice:

    >CanCat: Soy como fan de ustedes y todo y todo. ¿Por qué no posteas la receta en los comments? ¿Allá en el post de las lentejas? Así quien entre a ver mi receta, también verá la tuya.Ju:Yo también te quiero. Y mi amor al PataPirata es incondicional.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s